Reynaldo López: A dar el paso de promesa a realidad en GL

Establecerse. El diestro dominicano busca demostrar que tiene lo necesario para ser efectivo desde el montículo en MLB.

Por Hanly Ramírez

Reynaldo López siempre ha sido situado como un prometedor lanzador con talento para poder brillar en las Grandes Ligas. Dueño de una bola rápida capaz de alcanzar las 100 millas por hora, el diestro dominicano ha iniciado de la mejor manera en esta temporada, donde tendrá la oportunidad de pasar de ser una joven promesa a realidad desde el montículo de liga mayor.

López, quien llegó a los Medias Blancas de Chicago el año pasado desde los Nacionales de Washington como parte de un intercambio por el jardinero Adam Eaton, ha demostrado en sus dos primeras salidas de la campaña, que cuenta con el arsenal para ser dominante y que puede ser una carta de triunfo para un equipo que apuesta al futuro.

En sus dos aperturas, López, quien tiene marca de 1-0, ha mostrado durabilidad, cubriendo seis o más entradas y permitiendo apenas una carrera limpia, lo que le ha brindado un porcentaje de carreras limpias permitidas de 0.69, séptimo mejor entre todos los lanzadores de la Liga Americana y empatado en el octavo lugar en todas las Grandes Ligas.

El poder de su bola rápida ha estado presente, principalmente, como herramienta para pasar a los bateadores, ya que ha conseguido 11 ponches en 13 entradas de labor líder de su equipo en este encasillado.

Su dominio ha sido evidente, permitiendo apenas cuatro imparables y manteniendo a la oposición con promedio de bateo de .100 (40-4) ante sus envíos. A pesar de que la única carrera limpia que le han anotado fue producto de un cuadrangular  que le pegó Josh Donaldson, en su primera aparición en la temporada, en un juego ante los Azulejos de Toronto, ese ha sido el único extrabase que ha permitido y el único hit que le ha conectado un bateador derecho. Los demás todos han sido sencillos que han salido de los bates de jugadores zurdos.

Su control sobre los bateadores derecho ha sido espectacular, ya que solo le han pegado un imparable en 27 visitas al plato, lo que les brinda un promedio de bateo de  (.037), frente al derecho de los Medias Blancas.

Como todo jugador joven, López tiene aspectos que mejorar. En su caso se trata del control de la zona de strike. En sus dos aperturas Reynaldo ha otorgado siete bases por bolas, una cantidad que se acrecentó tras su más reciente presentación, en la cual regaló cinco pasaportes a los bateadores de los Tigres de Detroit.

López pudo haber salido con la victoria en los dos desafíos que ha enfrentado esta campaña, pero no ha contado con el apoyo ofensivo de su equipo, que promedia una vuelta anotada en sus actuaciones.

Con todo, y que dos aperturas son una muestra pequeña, Reynaldo le ha mostrado durabilidad sin la necesidad de ir más allá de los 100 pitcheos (promedia 95.5 por encuentro) y sobre todo dominio, elementos vitales para dar ese salto de ser una joven promesa a un lanzador establecido en liga mayor

Loading...
Revisa el siguiente artículo