Manny Machado y sus palos perdidos con los Orioles

Provecho. A pesar de la gran temporada que ha tenido el dominicano, los Orioles no han podido sacarle el mejor provecho a sus batazos.

Por Hanly Ramírez

El campo corto dominicano Manny Machado disparó su cuadrangular número 21 de la temporada en la victoria 8-2 de los Orioles de Baltimore sobre los Angelinos de Anaheim, ratificando de esta manera el gran nivel que posee en la que es su última campaña antes de probar la agencia libre por primera vez en su carrera en las Grandes Ligas.

Machado mandó la pelota por encima de la pared de los jardines derecho y central del Camden Yards, con un hombre en las bases ante el abridor de los Angelinos Deck McGuire, en el que podría ser uno de los últimos palos de vuelta completa del dominicano, quien podría ser cambiado de equipo en los siguientes días, según rumores de la prensa norteamericana.

El jugador de 25 años de edad está en medio de la mejor temporada de su joven carrera, una muestra de esto es que encabeza a su equipo en los principales renglones ofensivos en los que va de calendario, colocándose entre los mejores de la liga, esto a pesar de que su equipo lleva un pobre record de 24-58 últimos en el Este de la Liga Americana.

La realidad es que los batazos del dominicano, comparados con el resultado que ha obtenido su equipo han caído en saco rotos y no precisamente por su culpa, como lo muestra su línea ofensiva de .310 con  21 jonrones y  59 carreras remolcadas, ocupando el tercer mayor total entre los líderes en empujadas de la Americana, además de ser cuarto en palos de vuelta completa, quinto en hits con 99, séptimo en slugging con .564 y décimo en porcentaje de embasarse con .377.

La muestra de cómo los Orioles han desperdiciado los batazos de Machado se evidencia en los últimos 10 encuentros, en ese lapso machado batea de 39-14 (.358), con un triple y tres jonrones, ha anotado ocho carreras y su efectividad al bate ha sido tal que negoció cinco bases por bolas y apenas se ponchó en tres oportunidades, pero con todo y eso solo pudo lograr cinco carreras empujadas y tres de ellas productos de cuadrangulares, es decir que en solo dos de sus compañeros anotaron fruto de sus batazos, lo que explica que el record de los Orioles en este espacio de tiempo fuera de 3-7.

Muchos podrían decir que quizás no batea con hombres en las bases, pero esa no es la realidad, el promedio de bateo de Machado con hombres en las bases es de .312, porcentaje que se incrementa a .333 con las bases llenas y continúa mejorando con situación de corredores en posición anotadora a .377 y con esta misma situación y dos outs a .385.

Es decir que Machado responde con efectividad en los momentos en los que se necesita un batazo productivo, por lo cual de continuar con los Orioles hasta el final de la temporada, es probable y casi seguro, que los tablazos de Manny continuarán perdiéndose en Baltimore.

Loading...
Revisa el siguiente artículo