Eduardo Núñez y un triunfo que premia la perseverancia

Defensa. El dominicano superó los problemas defensivos y se lució en el cuarto juego de la Serie Divisional ante los Yankees.

Por Hanly Ramírez. [email protected]

A pesar de ser un veterano, Eduardo Núñez, como cualquier otro jugador, necesita contar con el respaldo de su dirigente al momento de salir a juego y eso fue justamente lo que hizo el manager de los Medias Rojas de Boston, Alex Cora, quien a pesar de que el dominicano venía de un terrible juego a la defensiva, lo respaldó colocándolo en la antesala en el cuarto partido de la Serie Divisional ante los Yankees de New York.

En el segundo juego de la recién finalizada Serie Divisional ante los Yankees, Núñez tuvo un juego para el olvido, en el cual a pesar de que se le marcó solo un error, el dominicano cometió varias pifias, principalmente en tiros, tanto a la inicial, como a la primera base, necesitando incluso que se hiciera una revisión para determinar si ante su tiro abierto a la segunda almohadilla, el defensor Ian Kinsler había mantenido tocando la base para forzar el out. Boston terminó perdiendo el juego 6-1.

Tras esto Núñez fue dejado en la banca para el tercer partido de la serie que se disputó en Yankee Stadium, que terminó en victoria 16-1 para los Medias Rojas y aun cuando se creía que Rafael Devers se mantendría en acción para el cuarto encuentro, Cora volvió a darle el visto bueno a Eduardo quien no lo defraudó.

“Gracias a Alex (Cora) por darme la oportunidad, confiar en mí en el momento más importante que tenemos. Tomó la decisión de irse conmigo hoy y no le quedé mal” dijo Núñez luego del encuentro en una entrevista concedida a Enrique Rojas para ESPN.

Núñez se desempeñó de manera impecable y fue puesto a prueba en el que fue el último out del encuentro por batazo del venezolano Gleyber Torres, quien durante la serie, conectó tres rodados lentos, llegando a salvo en dos de ellos, incluido uno en el quinto episodio del juego del martes, pero en esa novena entrada y con la carrera del empate en la intermedia, el dominicano ejecutó de forma perfecta para sacar por una distancia milimétrica al segunda base de los Yankees que se desplazaba hacia la inicial para finalizar el juego.

La confianza fue premiada por Núñez, quien se mantuvo firme y triunfó.

Loading...
Revisa el siguiente artículo