Junior Lake hace valer su liderazgo con las Estrellas

El jardinero oriental ha sido el soporte principal de la ofensiva del conjunto verde, a quienes aspira llevar hasta la corona del campeonato de Lidom.

Por Hanly Ramírez

“Este año se puede hacer un buen trabajo, y presiento que vamos a llegar muy lejos”. Con estas palabras describió Junior Lake, antes del inicio de la campaña, lo que esperaba de las Estrellas Orientales en esta temporada y que hasta el momento se ha cumplido.

A falta de seis juegos para concluir la serie regular del torneo de la Liga Dominicana de Béisbol Profesional (Lidom), sin contar la jornada de este martes, los orientales se encontraban empatados en el primer lugar en la tabla de posiciones del campeonato, respaldando de esta manera las palabras de Lake, quien ha sido fundamental para el éxito que hasta ahora han logrado.

“Uno hace el trabajo cada día de salir a jugar y dar el cien por ciento para que las cosas salgan como uno quiere, pero uno no se siente conforme hasta poder lograr el objetivo”, explicó el jardinero de las Estrellas al conversar con Metro.

Lake saboreó el néctar de la victoria en el pasado torneo, cuando conquistó la corona de campeón de Lidom, reforzando a las Águilas Cibaeñas, objetivo que desea alcanzar con el equipo del este del país.

“Se siente bien ganar, porque todo pelotero eso es lo que anhela tener en cada equipo. Me siento contento de haberlo hecho con las Águilas, pero quiero lograrlo aquí con las Estrellas, porque más que un jugador, yo soy un fanático desde chiquito de las Estrellas. Yo sé que lo vamos a gozar, porque el pueblo de San Pedro de Macorís se lo merece”, expresó quien ha sido el principal soporte en la ofensiva del conjunto verde.

Implacable con el bate

Lake, de carácter jovial y sonriente, cambia por completo a modo ataque desde que inicia el juego según sus propias palabras, “cuando digan play ball, estoy listo”, algo que ha demostrado con creces en la actual contienda.

El jardinero de 28 años ha sido la piedra angular alrededor de la cual el dirigente Fernando Tatis ha diseñado su alineación ofensiva, Lake ha estado en uniforme en cada uno de los 44 partidos que las Estrellas han disputado en esta temporada, siendo el único jugador en el torneo que ha participado en cada encuentro de su equipo.

Y no es que simplemente ha estado presente, es que en esa estadía le ha pegado con fuerza a cada rival que ha tenido de frente como lo muestra el hecho de liderar la liga en jonrones con cuatro y en remolcadas con 21 en esos 44 desafíos, en los cuales promedia un imparable por noche, al irse de 156-44, situándose como el cuarto mejor entre todos los peloteros de la liga en este renglón ofensivo.

Además de lo ante expuesto, Junior con la quinta mayor cantidad de dobles con un total de cinco, también ocupa el quinto puesto en promedio de bateo con .282, es segundo en porcentaje de embasarse u OBP (.396) y sexto en slugging (.379).

Con el poder que ha presentado con su bate, es normal que acumule una considerable cantidad de ponches, pero en su caso ha sido retirado por esta vía en 26 oportunidades, pero ha tomado 28 bases por bolas (líder del circuito), es decir dos más, que las veces que ha fallado en conectar la pelota.

Lake ha puesto cada una de sus herramientas en el terreno para alcanzar esa meta que ha escapado por mucho tiempo de las manos a la organización con sede en San Pedro de Macorís, brindándoles el poder y consistencia de su bate, como también su velocidad (10 bases robadas en 13 intentos), elementos que ha mejorado según su análisis con el paso del tiempo.

“La experiencia hace de uno, un mejor pelotero cada día”, el sueño está al alcance y mucho de ello seguirá dependiendo de quién ha sido sin dudas el Jugador Más Valiosos, en una alineación ganadora.

Loading...
Revisa el siguiente artículo