10 crisis humanitarias más graves en el mundo

Durante este año las crisis humanitarias concentradas principalmente en África y Asia alcanzan el número más alto de personas forzadas a huir desde la II Guerra Mundial. Aquí un recuento de algunas.

Por Metro Internacional

Yemen

Cinco millones de niños podrían morir de hambruna en el país, situación que ha empeorado en las últimas semanas por el recrudecimiento de la guerra en el país. Es el país más pobre de Oriente Próximo. De acuerdo a Save the Children, en este momento 8.4 millones de personas dependen de la distribución de ayuda alimentaria en ese país; la mitad de ellos son niños. Se estima que más de 22 millones de los 29 millones de habitantes de Yemen necesitan ayuda, es decir, tres cuartas partes de la población.


Siria

Tras casi siete años de guerra en Siria (que comenzó siendo una lucha para derrocar al régimen de Bashar al Assad, a la que se invitaron grupos terroristas como Estado Islámico y otros actores regionales), el impacto ha sido enorme en el país.  De acuerdo con António Guterres, secretario general de la ONU, la batalla de Idlib (la única que controlan los insurgentes con apoyo de la rama local de Al Qaeda) podría crear una crisis humanitaria sin precedentes. 13.1 millones de personas necesitadas de ayuda y casi la mitad de la población se ha visto desplazada.


Sudán del Sur

La guerra civil que enfrenta al gobierno local con grupos rebeldes ha creado una situación insostenible en Sudán del Sur, uno de los países más jóvenes del mundo.  El país ya se enfrentó en 2017 durante unos meses a la hambruna y desde la ONU ha advertido del riesgo de que esta situación vuelva a repetirse. Se calcula que seis millones de personas necesitan ayuda y unos cuatro millones se han visto obligadas a abandonar sus hogares, 1.9 millones de desplazados internos y 2.1 millones de refugiado.


Irak

La recuperación de Mosul y de prácticamente todo el territorio que controlaba el grupo terrorista Estado Islámico en el país han supuesto una mejora de la situación en Irak. Sin embargo, tiene por delante la difícil tarea de la reconstrucción y no hay que descartar que continúen los atentados en distintos puntos, principalmente en Bagdad.

Actualmente hay unos tres millones de desplazados y se estima que unos 11 millones de personas necesitan algún tipo de ayuda.


Somalia

A la inseguridad por la presencia del grupo islamista Al Shabaab, vinculado a Al Qaeda, se ha sumado la creciente presencia del Estado Islámico.

En 2017 hubo 1.2 millones de nuevos desplazados, lo que eleva a 2.1 millones el total, de los que dos terceras partes son niños.


Afganistán

La seguridad se ha deteriorado en el último año en el país, cuyo gobierno controla sólo cerca del 57% del territorio; sin embargo, más del 70% del país podría caer en manos de los talibanes.

También han aumentado ligeramente el número de civiles muertos en el conflicto. Así las cosas, actualmente se estima que en el país hay unos 7.5 millones de personas en situación de crisis o emergencia alimentaria, en el caso de estas últimas, un millón más que con respecto a 2016.


Crisis rohingya

La violenta represión con la que las fuerzas birmanas respondieron a los ataques del 25 de agosto de 2017 por parte del Ejército de Salvación Rohingya de Arakán (ARSA, por sus siglas en inglés), provocó el mayor éxodo desde el genocidio de Ruanda de miembros de la minoría musulmana rohingya hacia Bangladesh.

Según los últimos datos de la ONU, unos 688 mil rohingya han huido al país vecino desde entonces, donde se han sumado a los ya existentes, hasta aproximarse a un millón.  Los refugiados viven en campamentos improvisados en condiciones deplorables que han facilitado la aparición de enfermedades transmisibles como la difteria.


Lago Chad

Tras sus actos terroristas en Nigeria, el grupo terrorista Boko Haram ha perpetrado atentados de forma periódica cerca del Lago Chad, rodeado de países como Níger y Camerún.

Se estima que casi 11 millones de personas necesitan ayuda humanitaria, de los cuales 8.5 millones se encuentran en el noreste de Nigeria.


Ucrania

El conflicto que estalló en el este de Ucrania en 2014 cumplió cuatro años, sin que por el momento haya luces de una posible salida.

Los separatistas prorrusos siguen controlando las regiones de Donetsk y Lugansk y se han continuado produciendo episodios esporádicos de violencia en la línea de enfrentamiento. Unos 4.4 millones de personas están afectadas por el conflicto, de los que 3.4 requieren asistencia y protección humanitaria, incluidos 1.2 millones de personas en situación de inseguridad alimentaria.


Libia

La coexistencia de tres gobiernos tiene al país sumido en un caos del que parece imposible que pueda salir. La ONU defiende la celebración de elecciones este año como está previsto en el calendario. A esto se suma la presencia de numerosas milicias armadas, con lealtades enfrentadas y de grupos terroristas como Estado Islámico. Como resultado del desgobierno reinante desde la caída de Gadafi, en el país hay unos 180 mil desplazados internos. Pero sin duda, la situación que más atención acapara es la de los inmigrantes y refugiados atrapados en ella.


 

Loading...
Revisa el siguiente artículo