Fotos: Tour por la paradisíaca Tailandia

El ganador del Metro Photo Challenge 2018, Emilio Aparicio Rodríguez, disfrutó del inolvidable viaje al país del sudeste asiático.

Por Nalleli Ortega |onemetro

Tailandia es un país fabuloso para el turismo fotográfico ya que te da la oportunidad de capturar animales, naturaleza, comida, arquitectura, arte, cultura y paisajes. Durante una semana tuvimos la oportunidad de perdernos en la belleza de este país y visitar tres ciudades muy diferentes: Chiang Mai, Chiang Rai y Bangkok.

Es muy fácil enamorarse del lugar y de su gente. La forma en que todos te agradecen al juntar las manos, la forma en que siempre están sonriendo, la forma en que quieren ayudarte –todo esto toca el alma de cualquier turista–.

Juntar Juntar las manos como un acto de reverencia: siento que es un acto de sinceridad y respeto hacia los demás. ¡Fue lo más especial de este viaje! Emilio Aparicio Rodriguez |ganador MPC 2018

¡Vivimos momentos realmente increíbles! En Bangkok visitamos un mercado flotante y probamos un delicioso helado de coco con el típico arroz pegajoso hecho a mano, visitamos hermosos templos con majestuosos Budas como Wat Pho y Wat Long Neng Yee, disfrutamos de la zona financiera, vivimos la experiencia de estar en el Mercado del Ferrocarril a pocos centímetros de donde pasa el tren.

En Chiang Rai nos adentramos en el triángulo dorado a toda velocidad en una lancha a motor. En Chiang Mai visitamos el maravilloso Templo Blanco, la creativa Casa Negra ‘Bean Dam’, campos de arroz, templos con vistas panorámicas… Emilio finalmente pudo probar el sabor de una rana y pasar tiempo con 6 hermosos elefantes en un santuario.

El ganador de la categoría ‘Esperanza’ del Metro Photo Challenge 2018 nos contagió con su magia y su forma de ver la vida. Nos recordaba todo el tiempo por qué estar vivo es maravilloso y que tenemos que soñar a lo grande.

monjes Escuchar a los monjes y sus cánticos: es una sensación transportadora y muy agradable. Emilio Aparicio Rodriguez | ganador MPC 2018

Durante catorce años con Metro Photo Challenge nos estamos conectando a través de una pasión común –la fotografía– con miles de personas en todo el mundo independientemente de su edad, religión o género.

Significa mucho para nosotros tener un espacio donde ellos puedan encontrar un lugar para compartir momentos y experiencias. En 2019, el concurso cumple 15 años. Y se ha convertido en una tradición que tomamos muy en serio. Nos permite ver el mundo a través de los ojos de los ganadores y compartir su visión con toda nuestra comunidad.

Los invitamos a seguirnos en nuestro Instagram @themetrophotochallenge y nuestra fan page de Facebook metrophotochallenge para conocer más sobre el concurso, los jurados, los países participantes y, sobre todo, la 15ª edición del concurso ¡Va a ser una gran sorpresa!


Cosas que Emilio nunca olvidará de Tailandia

Tailandia La comida Thai: tiene unos sabores, colores y texturas únicas que hacen de cada plato una nueva experiencia. Emilio Aparicio Rodriguez |ganador MPC 2018

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

¿Cuéntanos cómo fue tu experiencia en el viaje?

–Antes que nada, quisiera agradecer a los organizadores de Metro Photo Challenge por hacer válido este maravilloso premio y darme la oportunidad de conocer Tailandia, porque sin duda alguna fue mucho más de lo que esperaba y lo convirtió así en un viaje inolvidable. Jamás pensé que este país tuviera tantas cosas interesantes para ofrecer, comenzando por la enorme y dinámica ciudad e Bangkok que se puede transformar rápidamente y pasar de una estación moderna de metro dentro de la zona financiera para llegar a un bote de madera que atraviesa canales de agua en un barrio local. Las ciudades de Chiang Mai y Chiang Rai son sensacionales, diferentes y mucho mas pequeñas que la capital de Tailandia, pero la cultura se siente en cada esquina, los locales son muy amables con los turistas y la comida es exquisita. ¡Definitivamente fue un gran experiencia!

Elefante

¿Qué fue lo que más te gustó del viaje?

–Siento que disfruté absolutamente todo porque ningún día fue igual al otro. Amé todos los templos en los que me tuve que quitar los zapatos para entrar, porque en la cultura de Colombia no estamos acostumbrados a eso. También me sorprendió el detalle tan impresionante que tiene el arte y la arquitectura tailandesa y disfrute muchísimo el viaje en bote por el río Mekong (entre Tailandia, Laos y Myanmar) o el mercado en el que un tren me pasó a 10 centímetros de distancia, fue una experiencia totalmente inesperada. Sin embargo, de todo lo que pude vivir en este maravilloso viaje hay cinco cosas que no voy a olvidar nunca.

Háblanos de los paisajes que pudiste disfrutar

–Siento que Tailandia tiene una gran diversidad de paisajes, que van desde lo más urbano en la ciudad de Bangkok y lo más cultural alrededor de los mercados o templos, hasta lo más natural en las zonas montañosas y rurales del país. Un día tuvimos la oportunidad de ver un espectáculo de juegos pirotécnicos detrás de unos edificios modernos, mientras que varios turistas disfrutaban al interior de una alberca del hotel. También vimos a cientos de locales ofrecer sus productos mientras navegaban por canales de agua en el Mercado Flotante de Dunmoen Saduak y tuvimos la suerte de ver a un grupo enorme de monjes caminar por el Gran Palacio de Bankok vistiendo sus túnicas naranjas antes de visitar a Buddha. En la zona norte del país, estuvimos en un mirador completamente natural que ofrecía una vista magnífica hacia las montañas de Laos y Myanmar, pero también nos adentramos en la comunidad de Akha y visitamos algunos cultivos de arroz que ofrecían unos paisajes verdosos surreales entre la luz del atardecer y los estanques de agua.

¿Cómo definirías Tailandia?

–Sorprendente, mágica y espiritual.

¿Pudiste tomar muchas fotos?

–Exactamente tengo en mi computadora 1.001 fotografías que logré hacer durante este viaje. Absolutamente todo en este país tiene una riqueza visual muy interesante para contemplar, disfrutar o fotografiar. Los mercados están llenos de frutas curiosas y colores, los templos son bellísimos y muy diferentes, los locales en su vida cotidiana, los edificios tienen formas y reflejos interesantes, en fin. Creo que este viaje al igual que la convocatoria de Metro Photo Challenge 2018, estuvo llena de momentos y sobre todo de sentimientos que intenté dejar plasmados en las fotografías.

Autoretrato Autoretrato. Emilio Aparicio Rodriguez | ganador MPC 2018

¿Qué le dirías a las personas que están pensando en participar en el MPC?

–Aprovechen estas convocatorias para creer en ustedes mismos, en su mirada o en alguna fotografía que ustedes crean que deba trascender, pues estos espacios son los mejores para crecer como fotógrafos y como personas. Lo más importante es intentarlo, arriesgarse a participar y disfrutar cualquiera que sea el resultado, pues al ser un concurso de fotografía internacional, también nos da la oportunidad de ver el trabajo de otros participantes para entender las múltiples realidades y maneras de ver el mundo. Si tienen la fortuna de ganar, no se van a arrepentir nunca de haber participado. ¡Qué experiencia tan maravillosa!


 

Loading...
Revisa el siguiente artículo