Trump complica la protección de especies cerca de la extinción

Por francisca herrera rosales [email protected]

Como si el planeta no estuviera al borde del colapso, el gobierno de Donald Trump aprobó ayer una serie de cambios a la ley de medio ambiente estadounidense que, según especialistas, llevará a muchos animales hacia la extinción.

Y es que la Ley de Especies en Peligro de Extinción dará un vuelco, que será efectivo en 30 días, y dificultará la protección de las criaturas más vulnerables en beneficio de la industria, según sus críticos.

De acuerdo con los últimos cambios, las especies que están clasificadas como “amenazadas” no recibirán automáticamente las mismas protecciones que las que están en la categoría “en peligro”.

Las agencias gubernamentales podrán, por primera vez, considerar el costo financiero para proteger especies, a diferencia de la actual ley que considera sólo a la ciencia para decidirlo. Es así como las industrias podrían tener la posibilidad de presionar por razones económicas para revertir prohibiciones en territorios que tengan relación con la tala y la minería.

Además, dejará de influir de la misma manera el cambio climático para decretar un hábitat crítico para especies amenazadas.

El gobierno de Trump asegura que reducirá la carga regulatoria y que la legislación será más eficiente y menos onerosa en la defensa de la vida silvestre.

“Una ley eficaz garantizará que los recursos vayan a donde tienen que ir: a los lugares donde hay que preservar”, declaró el secretario del Interior David Bernhard.

Actualmente la ley protege a más de 1.600 especies en EEUU y sus territorios.

Al menos 10 fiscales generales se unieron a grupos conservacionistas y a demócratas en protesta por un borrador de los cambios, diciendo que ponen a más vida silvestre en mayor riesgo.

“Para animales como los glotones y las mariposas monarcas, este podría ser el principio del fin”, indicó Noah Greenwald, director de especies en peligro de extinción del Centro para la Diversidad Biológica, señaló en un comunicado difundido por medios internacionales.

De la misma manera, Greenwald aseguró que “lucharemos contra la administración Trump en los tribunales para bloquear esta reescritura, que sólo sirve a la industria petrolera y a otros contaminadores que ven las especies en peligro como inconvenientes molestos”.

Un informe de la ONU advirtió en mayo que más de 1 millón de plantas y animales en todo el mundo, un récord, podrían desaparecer, algunos en décadas, debido al desarrollo humano, el cambio climático y otras amenazas.

Loading...
Revisa el siguiente artículo