Trump parece favorito un año antes de las elecciones de 2020

La elección presidencial de los Estados Unidos está programada para el primer martes de noviembre del próximo año. Metro investiga qué esperar durante los próximos 12 meses.

Por Miguel Velázquez |Metro World News

La carrera por la presidencia de Estados Unidos está a punto de entrar en su etapa final con 52 semanas restantes hasta el martes 3 de noviembre de 2020. Hasta ahora, 15 candidatos por el Partido Demócrata y 4 por el Partido Republicano están en la carrera, incluido el actual presidente Donald Trump, quien busca la reelección.

“Con una economía estadounidense fuerte bajo su liderazgo, el presidente Trump debería ser un favorito para ganar la reelección. En vez de eso, va a la zaga de muchos candidatos presidenciales demócratas en las encuestas nacionales y está a punto de ser impugnado por la Cámara de Representantes de Estados Unidos”, analiza Fletcher McClellan, profesor de ciencias políticas en Elizabethtown College, EEUU.

Los tres candidatos demócratas principales son el ex vicepresidente Joe Biden, con el 29.1 por ciento de las preferencias, seguido por la senadora Elizabeth Warren (20.6%) y el senador Bernie Sanders (16.6%), según una encuesta publicada por Realclearpolitics.com.

Para  McClellan, “la corrupción, el desorden y la confusión son las características principales de su administración. Las decisiones controvertidas incluyen sus políticas crueles y sin sentido hacia los inmigrantes legales e ilegales, la retirada inexplicable de las fuerzas estadounidenses del norte de Siria y las posturas de confrontación hacia otras naciones, excepto Rusia y los estados autoritarios. Al persistir en una política arancelaria caótica y negación del clima, está arriesgando una recesión económica y poniendo en peligro el futuro. Parece poco interesado en unificar el país; más bien, abastece a su base de línea dura de evangélicos blancos, hombres de clase trabajadora y conservadores económicos”, aunque el analista dice que “sorprendentemente, su índice de aprobación se ha mantenido constante a través de su presidencia en un 40-45 por ciento favorable”.

“Trump está recaudando y gastando una enorme cantidad de dinero, gran parte de él en las redes sociales. Podrá hacer campaña libremente durante el invierno y la primavera de 2020 mientras los demócratas luchan entre ellos”, grega McClellan.


P&R

¿Cómo se prepara el Partido Republicano para las elecciones?

–Trump tiene el control completo del Partido Republicano. Pocos republicanos están apoyando los esfuerzos demócratas para acusarlo, o incluso hablar en contra de su mala conducta. Algunos estados han cancelado sus elecciones primarias, en lugar de dar a sus pocos opositores republicanos la oportunidad de competir contra el presidente.

¿Qué pasa con las promesas de campaña de Trump de 2016?

–No se puede negar que Trump ha intentado cumplir las promesas de controlar la frontera sur. Sin embargo, hasta el momento no ha cumplido su promesa de construir un muro fronterizo. Algunas promesas de campaña, como la promoción de la construcción de infraestructura, nunca despegaron. En lugar de “drenar el pantano” de la corrupción de Washington, Trump parece estar contribuyendo a él. No reparó ni reemplazó la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio ni Obamacare. Algunas circunscripciones, como los agricultores y los trabajadores de la minería y la manufactura, no disfrutan de los beneficios de la economía en auge. Su factura de reducción de impuestos de más de un billón de dólares parece impulsar la economía a corto plazo, pero ha producido déficits presupuestarios anuales de un billón de dólares hasta donde alcanza la vista.

¿Qué pasa con el Partido Demócrata?

–Alrededor de 15 candidatos permanecen en el campo presidencial demócrata. Cuatro candidatos han subido a la cima: el ex vicepresidente Joe Biden, el senador estadounidense Bernie Sanders, la senadora estadounidense Elizabeth Warren y Pete Buttigieg, alcalde de South Bend, Indiana. Sanders y Warren están promoviendo grandes cambios estructurales en la economía, mientras que Biden, Buttigieg y otros están tratando de posicionarse como moderados. Es demasiado pronto para saber quién tiene la ventaja hasta que tenga lugar la votación real en Iowa y New Hampshire a principios del próximo año. Mientras tanto, la Cámara de Representantes de los Estados Unidos ha intentado forjar una agenda política progresiva, que incluya la reforma electoral, los derechos de voto, la reforma migratoria, la atención médica y el control de armas.

¿Cuáles son los principales problemas que podrían destacarse en las campañas electorales?

–La elección será en última instancia un referéndum sobre el presidente Trump y si la gente quiere cuatro años más de su liderazgo. Parece que pocos problemas cambiarán las opiniones de las personas sobre el presidente: él es el problema. Ciertamente, se discutirán temas como el acceso y los costos de atención médica, la violencia armada, el cambio climático y la inmigración. La política exterior de Estados Unidos está recibiendo muy poca atención, excepto en el contexto de la investigación de juicio político sobre el supuesto quid quo pro de Trump con Ucrania y el continuo favoritismo hacia Rusia.


 

Loading...
Revisa el siguiente artículo