En Argentina una persona crió a un puma pensando que era un tierno gato

Por Sebastián Foncea [email protected]

Una argentina encontró un felino abandonado en una cueva, se lo llevó a su hogar y lo crió por cerca de 12 semanas como un gato, pero en realidad era un puma.

Florencia Godoy estaba pescando junto a su hermano en un río en la provincia de Tucumán cuando escuchó un ruido. Provenía de una cueva y en su interior halló a dos felinos cachorros amamantándose de su madre muerta.

Las crías estaban hambrientas y tenían apenas días de vida, por eso la mujer no dudó y se las llevó para cuidarlas.

Los llamó Dani y Tito. El primero, demasiado débil, murió una semana después.

El sobreviviente tenía bigotes blancos y largos, ojos miel, orejas puntiagudas, un llamativo pelaje rojizo y las patas típicas de un felino.

A medida que pasaba el tiempo y la fisonomía del animal cambiaba, Florencia empezó a sospechar que no era un gato doméstico. Después de visitar a distintos veterinarios, la mujer decidió llamar a la Fundación Argentina de Rescate Animal para que se hicieran cargo del puma antes que fuera demasiado tarde.

Loading...
Revisa el siguiente artículo