Memorable “Café Literario navideño” dedicado a Rafael Solano y Niní Cáffaro

Esa noche de clima agradable, en la Capilla de los Remedios ambos artistas cantaron su icónica canción “Por amor”; y fueron distinguidos como “Socios Honorarios del Club Rotario Santo Domingo Bella Vista”.

Por MARÍA MERCEDES

Rafael  Solano y Niní Cáffaro son dos glorias de la música dominicana. Gracias a su talento vocal, en el piano y la composición se han consagrado como el intérprete y autor de nuestra canción universal “Por amor”.
Precisamente, con motivo del 50 aniversario de esta oda, la gestora cultural Verónica Sención, celebró su LXII “Café Literario” con un hermoso concierto realizado en la Capilla de los Remedios, ubicada en la calle Las Damas, en la Ciudad Colonial.

Vale destacar que el maestro Solano cedió esta canción que nos enorgullece a Niní Cáffaro, primer artista en ganar el “Festival de la Canción Popular de Dominicana”, que organizó la Asociación de Músicos, Cantante, Bailarines y Actores (Amucaba), conocido como el “Festival de la voz”, que según el locutor e investigador Jesús Torres Tejeda, el certamen se realizó entre del 19 al 21 de noviembre de 1968.

Les honraron con un recital

En esta Capilla de los Remedios que data del siglo XVI, los presentes disfrutaron de una velada inolvidable que contó con la participación de Ondina Matos, Pedro Pablo Reyes, Vivian Lovelace, Pura Tyson, Otilio Castro y el pianista Antón Fustier.

Con sus inigualables voces, estos artistas que pertenecen a la Compañía de Cantantes Líricos emocionaron al público con los temas “Mi amor por ti”, “Entonces me cansaré de ti”, “No tardes más”, “El sonido de tu voz”, “Para jamás volver”, “Para olvidarme de ti”, “Hay noches”, “Pensándolo bien” y “Confundidos”, autoría del maestro Solano.

Luego, el cantante Otilio Castro entonó el poema del poeta René del Risco Bermúdez “Una primavera para el mundo”, que el maestro Rafael Solano convirtió en canción. Él se soñó con la melodía  e hiciera los arreglos en el piano; así lo testifica el magistrado Fernando Casado.

Minutos después, todos los artistas subieron a ese escenario para interpretar el tema “Dominicanita”, también autoría del maestro Solano.

Este maravilloso encuentro no pudo tener un mejor final. El maestro Rafael Solano y Niní Cáffaro halagaron a los presentes con la canción “Por amor”, la cual sigue cumpliendo sus “bodas de oro”, sin dejar de erizarnos la piel.

Al final de esta interpretación, todo el auditorio se puso de pie y con un aplauso que parecía no tener fin, les demostraron lo emocionado que estaban de ser partícipes de ese singular momento.

Solano y Cáffaro: Socios honorarios

El programa de esa noche, también incluyó un reconocimiento como “Socios Honorarios del Club Rotario Santo Domingo Bella Vista”, al maestro Rafael Solano y Erasmo Alfonso Cáffaro (Niní), por sus aportes a la música, la composición, la interpretación y su legado al arte nacional que ha transcendido en el tiempo.
Luego de colocarles el “pin” que los acredita con esta distinción, ambos dieron las gracias por este homenaje que les motiva a seguir cantando “Por amor”.

Previo a este momento, el comunicador Ellis Pérez habló de la invaluable trayectoria de estos artistas, a quienes consideró como símbolo de la dominicanidad. “Esta es una dupla que dignifica la música de República Dominicana. Son dos leyendas vivas que están en plena producción activa sirviéndole a su pueblo”.

50 aniversario del Club Rotario Santo Domingo, Bella Vista

En este acto cultural también se celebró el 50 aniversario de la fundación del Club Rotario Santo Domingo, Bella Vista, que desde el 18 de julio dirige Verónica Sención, quien resaltó la importancia de la creación de esta institución sin fines de lucro “que realiza una labor de servicio imperecedera en favor de los sectores más vulnerables de la sociedad dominicana”.

Asimismo, destacó la visión de reconocidas personalidades del género masculino que fundaron el Club, entre ellos Don Aquiles Farías Monge (fallecido); y su esposa María Cristina Mere, quien le acompañó y ayudó a desarrollar y fortalecer el Club.

Precisamente, por ser por su condición de Socia-Cofundadora del Club Rotario Santo Domingo Bella Vista y por sus 50 años ininterrumpidos de aportes y servicios, esa noche fue reconocida.

Muy emociona, al recibir su distinción María Cristina Mere de Farías hizo un recuento de los logros y aportes que ha realizado durante este medio siglo de  la labor social. “Estoy dispuesta a seguir trabajando por las mejores casusas”, enfatizó.

Finalizó sus palabras, entregándoles un reconocimiento a Verónica Sención y a Emma Valoy por su apoyo en el plano humano y personal.

Loading...
Revisa el siguiente artículo