7 pasos para poder perdonar, según especialista

A continuación les presentamos 7 formas para cultivar el perdón

7 pasos para poder perdonar, según especialista


Crédito

El perdón es una decisión consciente y deliberada que busca librar resentimientos o sentimientos de venganza hacia una persona o entidad que te ha dañado, independiente de si realmente esa persona o entidad es merecedora de dicho perdón.

El perdón no es:

– Dejar pasar el hecho por alto o negar su gravedad

– Perdonar no es igual a olvidar, tampoco es excusar. 

– Aún cuando perdonar puede ayudar a reparar una relación dañada, no obliga a retomar la relación con la persona, ni la libera de la responsabilidad legal. 

-Perdonar no es conciliar. La reconciliación es una estrategia de negociación en el que dos o más personas se reúnen de nuevo con confianza mutua. Uno puede no reconciliarse con la persona que  está perdonando. 

“La elección de perdonar es una forma de liberar la angustia que surge una y otra vez desde el recuerdo de estos incidentes, pero el perdón es a menudo un proceso largo y difícil. El perdón le otorga paz mental a quien perdona y libera de la corrosividad de la ira. El perdón implica dejar ir los sentimientos negativos. De esta manera, se reconoce el dolor sufrido sin dejar que este nos defina, lo que nos permite sanar y seguir adelante con nuestra vida”, explica  la psicóloga y coach estratégica María José Ramírez.

Frecuentemente las personas comenten actos que pueden ofender a otros, y conseguir el perdón les sumamente importante para resarcir algunos daños.

Al respecto, la psicóloga y coach estratégica chilena María José Ramírez nos compartió: “Muchos de nosotros interpretamos el perdón como una señal de debilidad o humillación. Pareciera ser más más fácil denigrar a quien nos ha hecho un mal que empatizar o perdonarlos”.

Antes de compartir los pasos, María nos pide pensar en la siguiente pregunta.

A continuación les presentamos 7 formas para cultivar el perdón

En la galería les presentamos un ejercicio compartido por María José Ramírez para poder perdonar. 

1. Veamos el perdón como algo para nosotros mismos y no como un regalo a otro: el perdón es algo que nos traerá paz y disminuirá nuestro dolor y sufrimiento.

2. Articulemos nuestras emociones: tanto como si deseamos perdonar o ser perdonados, debemos expresar lo que sentimos (a los demás y a nosotros mismos). Rumiar una y otra vez sobre nuestros sentimientos negativos es poco saludable e improductivo. 

3. Veamos el lado positivo:
puede sonar descabellado, y hasta imposible, pero después de que nos han dañado, podemos perdonar más fácilmente si reflexionamos sobre los beneficios personales que obtuvimos luego de la transgresión. Escribir dichos beneficios es extremadamente útil, ya que nos ayuda a ordenar nuestros pensamientos.

4. Entendamos que el perdón es un proceso: el verdadero perdón no sucede de un segundo a otro; se necesita tiempo y energía, lo que podría tomar un tiempo.

5. Busquemos la paz, no la justicia: el perdón es independiente de la justicia. Es posible que las personas que nos han dañado “no tengan su merecido”, pero esto no nos debería impedir seguir con nuestra vida.

6. Pidamos disculpas efectivamente: si estamos buscando el perdón de otra persona, disculparnos nos ayudará. Sin embargo, una mala disculpa o una a medias puede ser incluso peor.  

7. Cultivemos la empatía: Si sentimos o imaginamos la angustia o remordimiento de la persona que nos ha hecho mal, el perdón será probablemente más fácil ,y a su vez, será más difícil que tomemos represalias. 

Loading...
Revisa el siguiente artículo