Estas son las mejores imágenes de ilusiones ópticas de Internet

¿Saben qué sucede en su cerebro para que se den estas ilusiones?

Por Elizabeth Legarreta
Estas son las mejores imágenes de ilusiones ópticas de Internet

Después de los gatos y los perros, las imágenes, videos y GIFs más amados de Internet son, sin lugar a duda, los que contienen ilusiones ópticas. 

¿Por qué las personas las aman tanto? Han existido casos, como el del famosísimo vestido azul/negro o blanco/dorado que enloquecieron a Internet durante días… y hasta la fecha. 

Pero, ¿qué sucede en estos casos realmente? ¿Cómo es posible que nuestros ojos logren engañar a nuestro cerebro? 

La respuesta reside, desde luego, en nuestro cerebro; pero específicamente en nuestra forma de percibir la información que tenemos delante: el cerebro analiza por separado la información transmitida por la retina. Nuestros ojos reciben cierta información que viaja, a través de distintos nervios, hasta la corteza visual primaria. 

Una vez ahí, la información se divide y es enviada a la corteza visual secundaria… sin embargo, entre tanto movimiento, la información que acabamos por recibir y entender puede contener errores, mismos que son tratados de solucionar -sin éxito- por el cerebro.

Es ahí donde viven las ilusiones ópticas.

De las primeras personas en identificar una ilusión óptica como tal fue Aristóteles. Él se dio cuenta de que si miraba una cascada y luego una roca, esta parecía moverse en el sentido opuesto al flujo del agua. 

Dicho efecto es conocido como “secuela de movimiento”. 

Ante esto, el filósofo aseguró que podemos confiar en nuestros instintos, pero el problema es que ellos son fácilmente engañados. 

¿Por qué Aristóteles experimentó esa ilusión? Sucede que, cuando miramos algo con un movimiento constante, nuestras neuronas se adaptan a dicho movimiento y cuando lo dejamos de ver, otras neuronas tratan de compensar la adaptación y hacen que “veamos” movimiento hacia el lado contrario donde, en realidad, no lo hay. 

El video en la parte de arriba es un ejemplo de la “secuela de movimiento”. 

Otro tipo de ilusión óptica es la de ángulo, que, depende desde dónde la veamos, encontraremos diferentes figuras. 

Un ejemplo es el arte de Matthieu Robert-Ortis, un joven francés que ha hecho esculturas especiales para engañar a nuestro cerebro. 

Aquí el video: 

Sorprendente, ¿cierto? Nuestro cerebro está lleno de comportamientos que muchos no conocemos. 

En la galería de imágenes encontraran las ilusiones ópticas más virales de Internet.

¿Por qué amamos las ilusiones ópticas? Descúbranlo en este video:

 
Loading...
Revisa el siguiente artículo