9 cosas que debes saber sobre el uso del brasier

Por MetroRD

La ginecóloga Melisa Pereyra (@ginecoline) presenta 9 datos curiosos sobre el uso del brasier, o sostén, que toda mujer debe conocer:

No hay evidencia científica que dormir con brasier aumente la incidencia de enfermedad en la mama; el mecanismo propuesto (que los brasieres impiden la eliminación de toxinas mediante el bloqueo de flujo de la linfa) no coincide con los conceptos científicos de cómo se desarrolla el cáncer de mama.

Dormir con brasier no es útil ni perjudicial. La flacidez o cambios de la mama se deben a otros factores como edad, etapa del ciclo, embarazo, lactancia hasta la gravedad; no se relaciona con su uso prolongado.

El sostén nunca debe quedar apretado, sea de día como durante la noche. Si te quedan marcas, o sientes que te molesta, cambia de talle o modelo.

Durante la menstruación y lactancia

Algunas mujeres, en ciertas etapas del ciclo menstrual, sufren dolor en las mamas, sintiendo molestias hasta con un mínimo roce. Para esos momentos, desaconsejo un brasier armado y con aro.

Durante la lactancia, usa siempre corpiños aptos para poder dar pecho. No deben ajustar los costados de la mama ni dejar marcas en ellas. Deben ser de algodón y suaves.

Considerando el tamaño

Si eres de tener mamas grandes, y sientes que al caminar o hacer ejercicio te molesta el movimiento, usa un brasier que se ajuste bien a tus senos, evitando el movimiento brusco y doloroso.

Muchas mujeres tienen mamas de diferentes tamaños, sobre todo en la adolescencia, donde el desarrollo puede ser en distintos tiempos. Puedes usar sostén con relleno desmontable, así no estarás pendiente si van a notar tu asimetría totalmente natural.Los brasieres se lavan y no se prestan. Deberás tener el mismo cuidado que con cualquier otra ropa interior.

El desarrollo mamario es el primer cambio en la pubertad de las niñas, no está mal que usen brasier antes de menstruar.

Loading...
Revisa el siguiente artículo