Miss Virtual World, el concurso que busca cambiar la forma en la que percibimos la belleza

Busca ser un concurso transparente y democrático, donde las mujeres se convierten en dignas postulantes simplemente por ser ellas.

Por Karen Hernández Metro World News

Los concursos de belleza han marcado una especie de guía para definir, literalmente, lo que es ser hermosa. Y aunque a lo largo de los años se ha buscado romper con las estrictas reglas que terminan limitando a quienes desean una corona, cada certamen termina cayendo de una u otra forma en los mismos estereotipos.

Todos tenemos una idea diferente de lo que es la belleza. Sería extraño pensar que en verdad todos aceptan una idea universal de belleza.  Es así como inDriver, servicio internacional de transporte público cuya base son las “ofertas en tiempo real”, se convierte en el patrocinador de un nuevo certamen, en el que todas pueden ser bellas.

A diferencia de los concursos de belleza tradicionales, Miss Virtual World busca ser un concurso transparente y democrático, donde las mujeres se convierten en dignas postulantes simplemente por ser ellas. La ganadora siempre es elegida por una audiencia en línea, de modo que todas tienen grandes posibilidades de llegar a la final.

Miss Virtual World,

Aquí no hay restricciones en la altura ni el peso de las participantes; tampoco las hay sobre su estado civil o si tienen hijos. El único requisito es ser mayor de edad y vivir en el país que representan. Un plus es que no hay límite de edad, así que en este certamen, nunca es tarde para ser reina de belleza.

Este año se llevó a cabo la primer ceremonia de coronación en Cancún, México, con siete finalistas de diferentes partes del mundo que sorprendieron a todos.

Además de poder disfrutar de la paradisiaca isla en Nueva Mujer tuvimos la oportunidad de convivir con las participantes, quienes compartieron su visión de lo que es la belleza, así como sus impresiones en torno al concurso.

La mayoría de ellas confesó que tenían sus dudas, después de todo, se trata de un concurso vía redes sociales. Sin embargo, el prestigio del patrocinador y el apoyo de su gente, las llevó a tomar la decisión de participar. Después de todo, se trataba de representar a su país, desde una nueva perspectiva. “Primero gané el concurso en mi ciudad pero ahora es increíble haber cruzado el mundo para estar aquí, mostrando lo que nos hace únicas”, dijo Alyona Portniagina, de Rusia.

Las chicas se mostraron felices y orgullosas de haberse postulado, además de que lo vieron como una oportunidad para convertirse en un ejemplo para mujeres de todas las edades y físicos.
“He estado en varios concursos y este me encanto porque no tiene ningún estereotipo. Aquí tú eres libre, puedes participar con la fotografía que quieras y la gente vota por ti por como eres. No necesitas tener una cintura pequeña ni ser tan alta para participar. Es un concurso que nos hace creer en nuestra verdadera belleza”, comentó Alanys Estephanye, quien no sólo llegó para demostrar que las chilenas son hermosas sino que también espera levantar el ánimo de los suyos, ahora que su país atraviesa momentos complicados.

Por su parte, Lucy Gerald, viajó desde Tanzania, en África, con la esperanza de transmitirle al mundo que la belleza está en un buen corazón. “Estar aquí es algo inesperado. Este concurso rompe barreras y para mí lo más importante no es lo físico sino el buen corazón que posee una persona”, reveló.

Hay un dicho que dice: “no todo lo que brilla es oro” y lo mismo ocurre con las reinas de belleza. Brillan por fuera pero quizá no sea igual por dentro. Esa es precisamente la visión de Kelly Reales, de Colombia, ganadora del tercer lugar en el certamen. “La belleza está por dentro, en la personalidad. Hay muchas personas hermosas físicamente pero que por dentro están vacías, eso les resta luz. Todas las personas son lindas pero necesitan iluminarse”, dijo.

Pero al ver a las chicas tan llenas de confianza, es inevitable no preguntarse cuál es su secreto y cómo es que otras mujeres podrían atreverse a estar en ese mismo lugar en los años siguientes. Para Mayara Kallyne, de Brasil, lo más importante es siempre tener fe, mientras que para Aranza Castillo, de Perú una buena actitud en lo que quieres te lleva siempre a cumplir tus metas.

Jessica Vargas, de Ecuador reveló una técnica para convertirte todos los días en una mujer bella: “Mírate todos los días al espejo y di que eres una princesa. Todo lo que le digas al espejo va a rebotar hacia ti”.

Gracias a InDriver, Aranza Castillo (Perú), Kelly Reales (Colombia), Mayara Kallyne (Brasil), Jessica Vargas (Ecuador), Alanys Estephanye (Chile), Alyona Portniagina (Rusia) y Lucy Gerald (Tanzania), se trasladaron hasta Cancún, México, donde no sólo desfilaron en la pasarela sino que además, le demostraron al mundo que la belleza está en la diversidad.

Arailym Ishakhatova, de Kazajistán, se convirtió en la nueva reina virtual del certamen. Sin embargo, por cuestiones ajenas a los organizadores, no tuvo estar presente en la ceremonia. La joven fue acreedora del gran premio por parte de inDriver: un Porsche 718 Cayman.

“Entré porque quería demostrar que cada mujer es hermosa a su manera, y que quien se lo proponga, puede lograr lo que sea”, afirmó vía Skype.

Sin duda, la ceremonia estuvo llena de sorpresas y se espera que en las  próximas ediciones más mujeres de todo el mundo animen a participar.

Para cerrar, Eduardo Abud, PR Manager Latam de inDriver comentó: “Este recorrido, nos ha servido para romper barreras geográficas, de costumbres y hasta de idiomas, demostrando que en momentos tan difíciles como los que estamos atravesando en el mundo, siempre existirá una razón para sonreír y enviar mensajes positivos a la gente en cualquier lugar del planeta”.

Loading...
Revisa el siguiente artículo