Argentina: 5 puntos clave para comprender la tensión por el cambio de mando

Por Miguel Velazquez
Argentina: 5 puntos clave para comprender la tensión por el cambio de mando


El pasado 22 de noviembre, Mauricio Macri –candidato presidencial de la alianza electoral “Cambiemos”– resultó electo como próximo presidente de Argentina y desde entonces su figura ha sostenido tensos momentos con la actual presidenta Cristina Fernández de Kirchner. 

A continuación les mostramos cinco hechos de cómo se ha tensado la relación entre el presidente electo y la presidente saliente. 

1. Macri y su relación con Cristina

Ambas figuras de cargos importantes (ella presidenta del país y él, jefe de gobierno de la capital del país), Macri y Fernández siempre tuvieron una relación áspera cuando tenían sus respectivos puestos públicos. 

Según señala el portal local “Todo Noticias“, en los ocho años que tuvieron cargos públicos, ambos personajes de la política compartieron muy pocos actos públicos, menos de diez. 

En 2014, Mauricio Macri confirmó al diario “Clarín” (también contrario a las políticas de Kirchner), que su relación con Fernández era “básica”. Tras la primera vuelta electoral (25 de octubre), Cristina Fernández criticó a Macri sin llamarlo por su nombre: “El otro candidato me cae bien como persona, le gusta bailar como a mi. Pero esas son anécdotas, discutamos políticas”, señaló en un acto público en la Casa Rosada.

2. Mauricio Macri gana las elecciones y visita la Casa Rosada 

Dos días después de haber ganado las elecciones con el 51.34% de los votos, Mauricio Macri visitó la Casa Rosada, donde sostuvo un encuentro con la presidenta. Sin embargo, menos de 20 minutos después de reunido, el presidente electo salió del recinto presidencial y sus primeras palabras fueron: “No valió la pena”. 

“Fue cordial pero corta. Me había convocado para hacerme una felicitación personal. No había planteado un temario. No valió la pena”, señaló el periódico “La Nación“. 

3. La duda, ¿dónde hacer el cambio de mando?

Y entonces surgió una polémica política en el país: ¿dónde se hace la ceremonia de cambio de mando? De acuerdo al artículo 91 de la Constitución de Argentina, el presidente actual es quien define cómo se organiza la ceremonia, porque mantiene el poder hasta que se completa el acto oficial en el Parlamento. 

Sin embargo, el reglamento de protocolo de dicha ceremonia establece, en el artículo 141, que el presidente electo “será recibido en el pórtico de la Casa de Gobierno por el jefe de la Casa Militar, el director Ceremonial y un edecán del presidente saliente, quienes lo acompañarán hasta el Salón Blanco” de la Casa Rosada. Ahí, según el artículo 142, “El señor presidente saliente entregará al señor presidente electo, frente a la mesa colocada sobre el estrado, las insignias presidenciales que estarán sobre la misma”. 

Según el artículo 143, para finalizar el acto: “El presidente saliente se despedirá del señor presidente electo y se retirará del Salón Blanco, conjuntamente con sus exministros, siendo acompañado hasta el pórtico de la Casa de Gobierno por el jefe de la Casa Militar entrante, el director Ceremonial y un edecán del señor presidente de la Nación”. 

Incluso, durante los últimos días se volvió viral el siguiente video realizado por la televisión pública Argentina sobre esta ceremonia. 

4. “Tiene llamada del presidente electo” 

Sin embargo, el gobierno de Cristina Fernández no busca ese protocolo en la ceremonia. La propia presidenta se ha mostrado a favor de que la ceremonia sea en la sede del Congreso, donde ella asumió. Existen diversas interrogantes al respecto, desde si le entregará el bastón y la banda presidencial, incluso si estará presente en la ceremonia. 

En medio de esta discusión, el equipo de Mauricio Macri informó este fin de semana de una llamada a Cristina Fernández, en la que se le informó de cómo será la ceremonia de cambio de mando. 

5. La respuesta de Cristina

Sin embargo, la llamada fue en tono de gritos. Así lo denunció Cristina Fernández, quien escribió en su blog personal: “Me pasan el celu y el presidente electo comenzó con un elevado tono de voz a exigirme que debía entregarle bastón y banda presidenciales en la Casa Rosada porque era “su ceremonia” y que si no lo hacía como él decía ¡la Corte Suprema de Justicia de La Nación! le iba a entregar los atributos, porque ya habían consultado”. 

Por último, Cristina Fernández aseguró que asistirá a la toma de protesta de Alicia Kirchner, hermana de su fallecido esposo Néstor. Por lo tanto, podría no estar en la ceremonia de la Casa Rosada, donde quien entregaría la banda y el bastón presidencial podría ser Ricardo Lorenzetti, presidente de la Suprema Corte de Justicia. 

Loading...
Revisa el siguiente artículo