Un niño murió en un incendio acompañado de su perro que lo protegía

Un niño murió en un incendio acompañado de su perro que lo protegía

Una trágica muerte conmociona a los habitantes de Spokane, en el estado de Washington, en Estados Unidos. Un niño de tres años murió en un incendio en un departamento que se pudo prevenir.

Sin embargo, hubo algo que entristeció más a la comunidad. Cuando los rescatistas llegaron, encontraron el cuerpo del niño acompañado de un perro, que también murió. Junto a ellos, había un oso de peluche. Se cree que la mascota intentó proteger al menor.

Los hechos ocurrieron el pasado viernes, a las 11:30 PM (tiempo local), informó Brian Schaeffer, vocero del Departamento de Bomberos de Spokane. Otros tres niños y dos adultos alcanzaron a escapar del incendio, también familiares del menor.

El perro permaneció todo el tiempo con el niño, según reportan los bomberos. El incendio fue tan intenso que incluso derritió el metal de la cuna del pequeño. También puso en peligro otras casas aledañas.

Jerry Atabelo, un vecino de la zona, estaba a punto de acostarse cuando vio las llamas del departamento. Gritó a su esposa que llamara al 911 y trató de rociar agua con una manguera a la ventana, para apagar el fuego, contó al periódico local “The Spokesman-Review“; pero sus esfuerzos fueron en vano.

Se pudo haber evitado

Según cuentan las autoridades, la casa contaba con un detector de humo, pero las baterías no estaban funcionando.

“La mamá estaba afuera llorando y gritando: ‘Mi bebé está adentro. Mi bebé está adentro’. Fue devastador“, contó uno de los vecinos a la televisora local KVUE.

Aún no se esclarecen las causas del incendio. La policía sigue investigando la muerte del niño. “Las circunstancias no estaban de nuestro lado. El detector de humo no servía y el niño no pudo escapar“.

Según relató Brian Schaeffer, este será un incidente que marcará a la comunidad y a los bomberos: “Vi a uno de ellos llorar en la parte trasera del camión. Estaba destrozado. Es una noche muy triste”, explicó.

A pesar de los esfuerzos de su mascota, la vida del bebé no se pudo salvar. Los rescatistas encontraron su cuerpo y el del canino juntos, al lado de un oso de peluche

Loading...
Revisa el siguiente artículo