Toma de posesión: “Venezuela es el centro de una guerra mundial”

Por MetroRD

Nicolás Maduro prestó ayer juramento ante el Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela y dio así el inicio a su segundo mandato presidencial, marcado por el rechazo de la comunidad internacional.

Ante una treintena de magistrados y con la presencia de los presidentes de Bolivia, Cuba, El Salvador y Nicaragua, el gobernante, de 56 años, prestó juramento en uno de los salones del máximo tribunal.
La sede de la ceremonia es en el Tribunal Supremo, un hecho inédito ya que debió realizarse ante la Asamblea Nacional, ente de mayoría opositora.

Maduro comenzó su alocución resaltando que su juramentación es “un paso de paz” para Venezuela. “Juro, a nombre del pueblo de Venezuela (…) Lo juro por mi vida”, dijo Maduro, al recibir la banda presidencial del jefe del Tribunal Supremo de Justicia, en un acto al que no asistió ningún representante de la Unión Europea ni de la mayor parte de América.

“Hemos cumplido con la constitución, la democracia y con nuestro pueblo. Tengo los símbolos sobre mi cuerpo, la banda presidencial con el hermoso tricolor”, indicó el jefe de Estado en referencia a quienes consideran su gobierno ilegítimo.

Durante su discurso, que se extendió por más de una hora, el mandatario aludió directamente a los países del Grupo Lima y a Estados Unidos, a quienes acusó de llevar una “guerra mundial”.

“Es claro, público, notorio y conocido que Venezuela es centro de una guerra mundial del imperialismo norteamericano y sus satélites”.

El mandatario venezolano indicó que el “grupo de gobiernos de derecha participantes del ‘cartel de Lima’, un cartel que trafica con el derecho internacional, un cartel que se ‘carteliza’ contra un país noble como Venezuela”.

“Ojalá un grupo de países latinoamericanos, de gobiernos que mantienen el equilibrio junto a un país poderoso, hicieran un grupo para el reencuentro y la unificación de America Latina”, expuso.

Sus dardos también fueron contra el nuevo mandatario del gigante latinoamericano. “La derecha venezolana ha infectado de su fascismo a la derecha latinoamericana. Veamos el caso de Brasil con el surgimiento de un fascista como Jair Bolsonaro”.

“Yo lo dije: llueva, truene o relampaguee, Venezuela va a seguir por el camino de la paz”, finalizó su discurso el presidente Venezolano, mientras distintos organismos como la OEA, la Unión Europea y países de la región emitían comunicados rechazando su segundo mandato.

Con el rechazo de la mayoría de sus vecinos de la región y la Unión Europea que no reconocen su reelección, aunque con el apoyo de sus estrechos aliados como Rusia, China, Turquía, Irán, Cuba y Bolivia, el mandatario izquierdista deberá lidiar desde el primer día de su segundo sexenio con más cuestionamientos y presiones de la comunidad internacional.

EEUU y la OEA lo declaran ilegítimo

John Bolton, asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, reiteró que Estados Unidos desconocerá el nuevo mandato que pretende asumir en Venezuela Nicolás Maduro, calificado de dictador por gran parte de la comunidad internacional, el Parlamento del país caribeño y la oposición.

“Estados Unidos no reconocerá la toma de posesión ilegítima de la dictadura de Maduro. Seguiremos aumentando la presión sobre el régimen corrupto, apoyando a la democrática Asamblea Nacional y pidiendo democracia y libertad en Venezuela”, escribió John Bolton en Twitter.

El mensaje de Bolton fue publicado poco antes de la juramentación de Maduro ante el Tribunal Supremo de Justicia, un poder del estado a favor de régimen.

La Organización de Estados Americanos (OEA) se reunió este jueves en una sesión extraordinaria sobre Venezuela, con un borrador de resolución para declarar ilegítimo el segundo mandato de Nicolás Maduro.
El documento, al que tuvo acceso la agencia France Presse, necesita 18 votos para ser aprobado como resolución y declara “la ilegitimidad del nuevo periodo de Nicolás Maduro que se inició el 10 de enero”.

Loading...
Revisa el siguiente artículo