La “guerra” de la ayuda humanitaria

Mientras Nicolás Maduro busca controlar el acceso en todas las fronteras, Juan Guaidó se prepara para ingresar mañana los cargamentos de ayuda reunidos a nivel internacional

Por francisca herrera rosales [email protected]

La tensión en Venezuela llegará a uno de sus puntos más álgidos este sábado cuando la oposición, liderada por el presidente interino Juan Guaidó, intente ingresar la ayuda humanitaria internacional, una iniciativa que el régimen de Nicolás Maduro ha rechazado alegando que es un pretexto para una intervención militar.

Si Guaidó logra ingresar los cargamentos  de ayuda reunidos por varios países, Maduro enfrentará una dura derrota política. Sin embargo, si el líder chavista bloquea la ayuda de EEUU, sin bajas civiles, la estrategia de la oposición tendría que cambiar para finalmente sacar al líder chavista del poder.

Según la oposición, desde el lado venezolano varias brigadas de voluntarios se han desplazado a distintos puntos de los estados Táchira y Bolivar para poder recibir la ayuda humanitaria recolectada en centros de acopio ubicados en el estado brasileño de Roraima y la ciudad colombiana de Cúcuta.

Son tres los puentes que conectan esta última ciudad con el estado venezolano de Táchira: el puente Francisco de Paula Santander, el puente Simón Bolívar y, principalmente, el puente Tienditas, que fue bloqueado por la Guardia Nacional venezolana con dos contenedores y un camión cisterna, hace unas dos semanas.

Nicolás Maduro anunció ayer el cierre por tiempo indefinido de la frontera con Brasil  y advirtió que evalúa hacer lo mismo con Colombia, dijo que todo dependerá de que no prospere “ninguna provocación” del presidente colombiano Iván Duque, al que acusó de querer llevar a los dos países a una guerra.

Otra parte del cargamento, recolectado en Miami y en la isla caribeña de Curazao, pretende ser recibido a través de los puertos La Guaira y Puerto Cabello. Sin embargo, el régimen ordenó la clausura indefinida de las fronteras aéreas y marítimas con las islas caribeñas de Aruba, Curazao y Bonaire, además de la suspensión, también indefinida, del tráfico aéreo en todo el territorio nacional y el reforzamiento de la presencia militar en algunas zonas fronterizas.

Juan Guaidó, quien exhortó a los militares para que el 23 de febrero permitan el ingreso de la ayuda “para evitar más muertes”, solicitó el apoyo internacional para paliar la severa escasez de medicinas y alimentos que azota a los venezolanos. Maduro ha negado que exista una situación de emergencia humanitaria en Venezuela.

Enfrentamiento musical

El mano a mano no sólo se dará con el ingreso de la ayuda humanitaria, sino que también en el mundo de la música. Dos conciertos tendrán lugar en ambos extremos del puente binacional Tienditas: uno organizado por el multimillonario Richard Branson y el otro por Nicolás Maduro.

Con el nombre “Venezuela Aid Live” el magnate británico reunirá este viernes a destacados artistas de connotación internacional, entre los que se encuentran Miguel Bosé, Alejandro Sanz, José Luis Rodríguez “El Puma”, Luis Fonsi, Maluma y Ricardo Montaner.

A este evento, que pretende reunir a unas 300 mil personas, asistirán los presidentes de Chile, Sebastián Piñera, y Colombia, Iván Duque.

“Venezuela Aid Live”, que busca recaudar cien millones de dólares en donaciones, será transmitido por Telemundo Internacional y por la plataforma digital de E! desde  el mediidía de RD.

Al otro lado de la frontera, Nicolás Maduro organizó su propio concierto “Manos fuera de Venezuela”, que se extenderá durante la jornada del viernes y el sábado.

Aunque al cierre de esta edición no ha presentado al elenco, el líder chavista anunció la importación de 300 toneladas de asistencia de Rusia y prometió enviar 20 mil cajas de alimentos subsidiados por Caracas a los pobres de Cúcuta, donde están las toneladas de asistencia internacional para los venezolanos.

Loading...
Revisa el siguiente artículo