Metrónomo: Pocos buenos y El colmo

Por: Metrónomo

Pocos buenos

Los pedidos para una concertación entre las diferentes fuerza políticas para llenar las vacantes en la justicia comienzan a tomar cuerpo.

El temor muy fundado de que el partido oficial decida imponer, como siempre, su superioridad matemática en las instituciones es creciente.

Lo sucedido hasta ahora no da muchas esperanzas. El partido morado quitó del camino a uno que otro postulado incómodo.

La lista final, claro está, quedó con pocos buenos. Ahora todo depende de la generosidad de la fuerza dominante.

Lo que se pide es un retorno a lo mismo de siempre: la repartición de cuotas. El principal partido de oposición ha dicho que no le interesa tener jueces. Así que se vería muy mal que negociara. El Consejo tiene que escoger. Ese es el escenario para hacerlo. Esperemos que ese organismo todo obre para bien.

El colmo

La verdad que el esfuerzo propagandístico para imponer las tres causales no tiene límites. El dinero abundante del exterior sirve para todo.

Ahora se han inventado hasta una alianza de cristianos que está a favor de semejante propósito.

Ningún cristiano, con un mínimo de doctrina, favorece el aborto en ninguna circunstancia. La falsedad del grupo se nota en el derroche de recursos. ¿Qué grupo cristiano tiene dinero para promover el aborto? Esto es el colmo. Ese dinero debería servir para causas más dignas.