Metrónomo: Diálogo

Diálogo

El panorama noticioso nacional está copado por el diálogo entre el oficialismo y la oposición; y así mismo está nuestro Presidente, solo atendiendo el problema venezolano. Parecería que aquí no hay ningún tema por solucionar.

Las horas se consumen en conversaciones que sólo conducen a callejones sin salida. Los participantes todos están simulando la esperanza.

El odiaríamos, gana tiempo para su zarpazo final. La oposición, sólo tiene la violencia como alternativa. El Gobierno dominicano, persiguiendo una quimera.

Lo increíble es que la sociedad criolla se encuentra alelada, sin reacción, como resignada. La seguridad no existe, la electricidad no es constante, los sueldos no alcanzan, los precios por las nubes y una salud en el suelo.

Esos problemas piden un diálogo interno. Esperamos que cuando terminen con Venezuela comiencen con nosotros.