Espejo de Papel: Inmoral e ilegal

Espejo de Papel: Inmoral e ilegal

Nuestros funcionarios públicos necesitan ser psicoanalizados por esa persistente inclinación hacia la conducta egoísta, en contradicción con el objetivo de su función.

Las posiciones públicas son para servir y no para servirse, pero muchos no lo creen ni lo aplican. La repetición de conductas impropias de diferentes funcionarios en las mismas instituciones indica que el problema es más colectivo que individual.

El aumento de salarios en la Cámara de Cuentas es un cuento repetido. Lo intentaron sin éxito antes.

La razones del fracaso: el aumento es inmoral e ilegal. Ilegal, porque viola la norma que regula salarios. Inmoral, porque ofende a los empleados mal pagados de la administración pública.

Recomendamos

Metrónomo: Guión repetido y Presiones

#LaVerdadVerdad: Halcones al mando en Washington