Hasta luego mi amigo

Hasta luego mi amigo

Cuando en el 2013  inicié mis pasos en esta hermosa carrera, como lo es el periodismo, llegué como pasante al periódico El Nuevo Diario, allí fui recibido por el Profesor Williams Martínez Burgos, quien en sus primeras palabras me expresó, “tendrás al mejor jefe del mundo”.

Williams falleció este domingo a los 69 años de edad, a causa de las afecciones provocadas por la diabetes crónica que padecía, mientras era tratado en el Hospital Escuela Dr. Jorge Abraham Hazoury Bahles (INDEN).

El profesor no solo me dio un espacio para que pudiera desarrollarme, sino que me brindó una mano amiga y, como un buen profesor, me enseñó lo importante del respeto para conmigo mismo y los demás, y sobre todo con su ejemplo me mostró lo maravilloso que es dejar de lado el egoísmo y dejar que los demás puedan florecer, algo que hoy por hoy agradezco y de lo que siempre le estaré agradecido.

Los calificativos y honores para este grandioso ser humano, como lo fue Williams Martínez Burgos, lloverán, aunque sus obras hablan por él.

Jefe, profesor y sobre todas las cosas, mi amigo, no morirás en mi memoria y en mi corazón, por eso solo puedo decirte: Hasta luego.