Espejo de Papel: Última cena

Espejo de Papel: Última cena

La última cena fue el escenario donde se descubre al traidor a la obra salvífica. La cena de Peralta, que sabemos no será la última, tiene propósitos mucho más terrenales.

El papel de Judas abunda en la política. La lealtad de los partidarios es tan flexible y efímera como el poder mismo. El político, a diferencia del redentor, no despide la traición, sino que la incorpora.

Los mismos senadores que compartieron pan y mesa con el vicario de Danilo, lo hicieron antes con Leonel.

Lo seguro es que ninguno compartirá el sacrificio de uno u otro en el Gólgota político.

Recomendamos:

Metrónomo: Mal cálculo y Buenos malos

#LaVerdadVerdad: Revocar esa medida